viernes, 19 de diciembre de 2014

o.o.o.o.o..o.o.o.o.o.o.o.



recuerda de los orígenes
vive adentro
vive afuera
प्यार
शांति
यूनिट
सम्मान
no cierres el puño al tránsito del mar
todas en una el cambio la transmutación infinita,
los niños insisten porque no rotan
se vaciaron de las frutas que hacían fila en sus pabellones de lluvia
grazna la atalaya triunfante
levanta a los muertos por decirlo de algún modo
así funciona el vaivén y el atropello
ancianos lozanos danzando en las olas
el lugar es una estrella girando por todas partes
no eres nadie lo eres todo
un arcoiris de anémonas
el placer es nadar en los rayos
de levantarse en los copos
Es acaso la verdad, esa que suena desde la frontera hasta la médula, la que se vaporiza en nuestros poros y nos aterra como incinerarse en gruesa espuma,
claro esa bestia punzante ese calor que se quiebra y te perfora con litio
te minimiza también te arranca las uñas
sabes que la expedición es peligrosa
y confías
y confetis
y las músicas nuestras se nos habrán apagado entonces, se habrán hecho medusas minúsculas envenenando nuestros ojos porque la semántica se precipita y nos atrae a sus linderos
ya viento! ya sabemos que nos elevas y nos reocupas
otras veces, te pierdes y en tus sueños toda luz te acuchilla
pobre perro marchito que rebuznas y te repites
la creación se enciende en una chispa la realidad es que si no es verdad, no hay nada que lo enriele a convertirse en ciclo
desayuna tus muletas
inclínate al futuro toda iteración es vasta al querer reducirse
Entonces uno se descubre buscando qué descubrir
la lengua es la mascota
porque el fin último es la fusión con los demás mundos
∺∷∹≐∺∹∷∸∵∶∴≑≐≒≓≔≕≓≒≑≐≔≓≕∷∶∵∵∷∶∸∹∹∺
Y entonces el ladrido del tiempo hace un hueco en la cabeza como producto de lo que se pensó
Habitan aquí los sinfines y las ninfas, también el crecimiento perpetuo proclive a las construcciones y a las montañas
El pez en el agua me ha dejado su humedad más no la permanencia porque los que sobreviven en el mar son infinitos 
Esos árboles que reverdecen evaden el desgaste: crecen
Erigirte en pulsaciones es lo que te hace tan único
Las ramas y las redes se conectan con independencia se miden con la misma regla Abren sus bocas y dicen aquello que no piensan pero que es continuo
El mango de acero antecede a la cortada
El tamaño del cosmos es preludio a tu sistema
La membrana se solidifica y se comprime retrayéndose como las plegarias de deshonra que circula en la enfermedad de ser negro
El agua clara surge
Como surge la posibilidad
Como don que se desprecia 
o se le huye
Las paredes se manchan de seres vivos 
como se anuda la sede del alma: que se amalgama y aglutina 
Como el agua, luce sin forma pero es canal
Como que el big bang es un orgasmo
Los días existen cuando despiertas 
De ningún otro modo podrías seguir alarido si la forma en la que vas cabalgando evade al quantum y al toro 
Toma por alimento a los rayos porque toda forma ingerida es luz en sutilidad y proceso
Olvídate de existir
Permanece

martes, 16 de diciembre de 2014

translate

you rror ist
an arc chy
th etru th
dom es ti cat ion
vio le nce
hug y our se lf
the road is too long
god is perver
but is not away
is form
is grow
nonstop
do not move
this is the way
but not the way
te rror ist
una jerar- arco
la verdad
ion gato ti dom es
vio le nce
abrazar y nuestro sí lf
el camino es demasiado largo
dios es per versión
pero no está lejos
es la forma
está creciendo
sin parar
no te muevas
este es el camino
pero no
la forma

43

“El delirio es pura inocencia reprimida por el estado”
Enrique Verástegui

Acá lejos
en la conquista abrupta, en el manantial
perdidos en el fondo roto de las metrópolis del pecho,
donde el océano son todos los reptiles
y el aire se moja de lágrimas revueltas
una estampida de cuerpos no aparece

Acá en el ombligo
existe una puerta ancha,
/el espejo humea
aquí donde los ojos ven cuando se cierran
con bardas de vértebra barroca
/donde se incendian coronarias nuevas generaciones
las mujeres cortan sus manos oleosas
la voz se funde con la detonación
/se apaga el milenario silbido
y de butacas manchadas se acumulan
Acá en el centro,
donde los muchachos son delfines
rellenan cada hueco con sus cuerpos
toman la madeja, besan la tierra
/no hay reflejo en los rostros, o ánimas sucias
Acá los beatos claman y las calzadas serpentean
pero el aire no se mancha, sigue el incendio
Aquí los niños rezan buscando el agua
reparten
/mientras avista el futuro, lo monstruoso
nacen ciudades, otra nación
sabremos más de lo que dura nuestra mano
más que de los hombres o el invierno
porque
más que la muerte, hay que temer la huella

**********
**********
**********
**********
***

martes, 5 de noviembre de 2013

Keep calm

Para Álex y Jairini.


que si las jeringas o las fobias los robots o los rascacielos por como uno da un bajón anacoreta divisas crónicas y autoinmunes que si juana chana o las mesas redondas con orillas de pétalos y enzimas que si el pedregal o los hombres perro o las tehuanas hablando de aymara y requesón o los botones de pánico cantando las mañanitas el génesis me guiña el ojo con mis perritos tocándose en su placenta los malandrines los brujos de la computación y los esoteristas de clóset una mañana linda con ruidos pomposos desabotonándose del espanto un zumo de naranja para quitarse el ardor una congestión alcohólica y seis moretones de pierna vomitar hasta desmayarse y tomar jarabe sin tener tos una película sin doblaje el frescor de los lunes encerrado en seis paredes el color oxidado del metro folículos pilosos asesinados con láseres las axilas afeitadas y la cabeza rapada porque la mamá no un cerdo mirando mis nalgas un genio entumecido y el rabillo del ojo pintado con esmeraldas el nigromante pansexual los pájaros muertos con el pecho de amaranto el gato lleno de sangre los anillos asesinos y las bicicletas rotas un mundo que rueda hacia abajo en un universo tan chico como música inverosímil por favor el olor a diazepam acabarse el cristal que se revienta en los ojos los guerreros con serias agruras el español rogando por flor una sirena frita con guacamole el ruido en las montañas los pájaros con picazón riéndose por las siluetas las grietas de ancianidad la resequedad en la boca que si uno es Dolly Parton y quiere subirse en un pony los del Nayar caras pintadas de azules el recio timbrar en el cuerpo lo que sucede por tener el corazón tan flaco las pirañas en las combis el sucio color de las gracias los zombies como pacientes en pleno siglo XXI todos sin la sexualidad reprimida la praxis, el método y la autoayuda las bestias que viven del agua que si Churata, Foucault o las Pandora irse de cumbias sin mover el culo los gritos frenéticos en la espalda los gañanes enamorados comiéndose los pistilos el rechinar de la médula agujas entrando en los codos los nervios del estrellato madre odiamos el terciopelo las sinfonías polifónicas el ta ta ra ta tá de las artes en sus talleres el referéndum o la propuesta que si irse es mejor que venirse o que si las chicharras no suenan en la composta una dama color vagabundo el árbol marchito hablando mejor que el frondoso o bailar en Stonehedge con parálisis o salvajes las medidas del carbono o las suculentas presas el cloro incendiando la pupila o la arena royendo la pierna los que se quedan o se van o regresan o se detienen y las mujeres llenas de otras cosas o como dicen los pueblos que no se te escape la hiena o que si se saca el corazón que si se peina con sangre que si las uñas no están rotas o el empeine no se tatúa de pedernales los platos vacíos los pezones tierra los samuráis vestidos con faldas o las insipiencias del futuro o los rollos de hojas envolviendo gente nueva el color del topacio o las carabinas de Ambrosio que si las papadas no son flexibles o que si el skin te desraya el cuerpo o las ruletas rusas se mudan a Checoslovaquia los tartamudos cantándonos narcocorridos el ¡ea, ea! en el vaivén de las pausas que si los sin o los sargos o los meteoritos o la francoviolencia que si la piel se enreda o se desplanchan las venas o las vueltas que son requeridas no alcanzan a desbaratarse o los nudos o los picos o las nubes o el maullido o las calcomanías de zapatos o que si se tiene de rodilla o se fue el apartado o las crédulas o las inamovibles y extraterrestres con los terroristas tra tra tra tra como la pelvis se refleja o que si Del Castillo o descorteces que si los chinicuiles o los sibaritas que si el recuerdo o que si se olvida que si la frente es una estela o un ópalo que si la negra o la verde o la bordada de espantos que si las leyendas o los hombres o las mujeres o ¿los niños? cero enfásis que si no los títulos las novelas o las perras o los moles o las calaveras que si el subir el rodar el contraerse o acabar el durán durán o los perros de pelea en su club homosexual que si resistir o encontrarse que si el teatrero o la rima que si Nuevo León o Campeche que si los chanchos o sus bodrios que si el espíritu o la onda crocante que el ozono o las muchachadas corriendo tras el ojiblanco o quedarse sentado o alzar los brazos para tocar mente que si a chuchita la bolsearon que el Orinoco no se volvió un mapamundi las flexiones o los mayas o la sal en las piedras de formas cilíndricas o que si la tecnología o las flores o las quejas o los lloriqueos o el futuro que el estanco o el estilizo o lo destello que si una que si otra que si todas o también porque los calambres se quedan y los amoríos son lejos o que si las portadas o las chuecas o las que se desnudan o no se ofrecen que si los vivos o los muertos o las lápidas o la antítesis o las mochaoreja porque la raíz es lo viscoso lo purulento lo putrefacto ¡ay vida! que si el pedo es el perfume o cercenarse el antebrazo o que si el changurú o las pinatrefas o las cálidas o las frívolas que si se abulta la panocha o se pierde mejor el frío o el ruido que hacen las sepas o las yeguas o las preguntas o los ritos a media noche o la caída del conejo con peinado afropunk que los números o las letras o las líneas o las vueltas o las caracolas insípidas o las materias o el inframundo o el colapso en la puerta o la nariz fuente de sangre o el chuparse el dedo en señal de valentía porque el ollín se reprueba o el zigzaguear no se oyó

miércoles, 11 de septiembre de 2013

iluminati



recuerdo el sonido de aquellas esporas que viví
los animales huecos, la calidad de su voz
las poliformas sacudiéndose frente a nosotros
[contenedores de otras figuras místicas]
ir de alamedas centrales rodeados con lavanda
todos los andares cósmicos bajo la lluvia
son amazonas de líneas
girasoles en las alturas
Andy Warhol playing with music
hombre cobalto que pierde la iluminación
el líquido entrando por las venas

// para mí éstos párrafos son más que una idea distinta
la música hace destellos y robotizaciones
son los rugidos de múltiples manifestaciones
Melanesia not found*
*está contenida en mi cabello
los potros de pasto
las manualidades que confeccionan mariposas
tienes, dios, las manos de porcelana como colores pastel con orugas
el ángel redentor del celibato transforma espadas y runas
tuve un deja vù en donde me convertí en onda, en mecanización, en salto
ésa cascada de sonidos nos diluye como un río
esquemas, diagramas, planificaciones que sirven de boca al mundo

{electricidad en chorros = hocicos de árboles y sedimentos
los ciempiés gigantes comiendo de mi tórax
la alcalina desnudez: cueva de faunos
millones de esferas produciendo rayos y ruido
gargantas constipadas por el aroma a sal
líquido amniótico en mis congéneres
oseznos selváticos = oropel de mimbre}

o háblese de este modo:








resúmenes iluminación semiótica:
*                                                                            *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
    *         *                             *                                                            *                             *                                     *    
*                                                                            *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
    *         *                             *                                                            *                             *                                     *    
                                               *                             *                                     *    
*                                                                            *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
                              
A
I
A I S E O P
O
P
*                                                                            *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
    *         *                             *                                                                                           *                                     *     *                                                                           *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
    *         *                             *                                                            *                             *                                     *    
*                                                                            *                                                            *             *                             *
                               *                             *                             *                             *                                            *
    *         *                             *                                                            *                             *                                     *                                   


guía roja para camping aéreo

los lastres, las añadiduras, las incrustadas voces de Tacna y los brujos místicos —todos corruptos de lenguaje— son los barriocampistas dadores de voz a éstos muros que son las murallas de aquellas épocas relucientes
de'tener impulsos por el amortajamiento, las intenciones en la voz colapsarían —para éstos casos sólo basta cantarles suave y éstas abrirán el torso en señal de ruptura—*
*hemos de saber, desde luego, que en los segmentos no todo aplica como en lo general
el tiempo mítico se dispareja: mi corazón le pertenece al siglo LXI y el resto a una locomotora azul que hace paseos por montañas elevadas donde se puede flotar sin oxígeno
casi siempre la métrica reside en el camposanto, en los fantasmas de las flores que se marchitan al pie de las fotografías deshechas en lápidas enmohecidas por la lluvia   Por eso —la métrica— no se detiene, como la sangre, fluye viscosa y pétrea
piezas, tornados y algunos galactihombres son, en tiempos antiguos, finísimos tipos de cambio o evoluciones
Las estrellas raquíticas se desnudan de sus vendajes   La marcha es continua pero no ascendente, a veces tiene recovecos y jazmines para confundirse  
Recuérdame:
No sigas la luz porque lo que le sucede es la sombra
Hay acuarios que nos muestran la libertad dentro de sus cristales  —así que esfúmate
No existe manera correcta de contemplar una flor, es decir, su canto perece con el paso del tiempo, intenta conservar la calma y sus cadáveres para confeccionarte un perfume
piensa —en todo momento— que águilas nocturnas querrán comernos los sueños si nos atolondramos

martes, 25 de junio de 2013

clarividente

a veces, las cosas que no brillan me prenden en llamas, me someten con sus púas plásticas y detonaciones expansivas [...] a veces, mis piernas se destilan, como sonidos gamma porque mis ojos alcalinos pueden detectar inquisitivos, la magnificencia de tu radiación [...] 
terremoto
otras tantas, veo cómo la levedad vuelca mi pelvis en una nube que llueve en el día del juicio he soñado que ese día todos los santos pedirán exilio en mis piernas y querrán trepar viscosos desde mis uñas enterradas hasta la polinización de mi óvulo con una cabra, pero he profetizado que en su intento, se desharán en millones de pedazos y acabarán inhalados por un cocainómano budista que vive de esclavos, politeístas e incautos
he visto que para mi alma finito,  mi sexo será volcánico como arpón, pues se de-construirá como migraña licuada de sonido asexual y vendrá carnavalesca a danzar sobre cadáveres de perros mutilados
porque mi única verdad es que estoy predestinada a ser sirena nadadora de tu espalda aluvial, y que para posarme en los pliegues de tu sexo mi constitución orgánica debe ser considerada océano-descendiente, esto para facilitar evaporarme con la saliva de mi boca al chuparte
hoy corro a mil caballos de carreras y vuelo detrás de un sol reventado en torrentes aire; porque me sé surcadora de horizontes calamáricos
porque mi sueño en realidad es estar embarazada de dos mil sanguijuelas que devoren mi sangre menstrual y me regresen fecundidad en escamas azules para que cuando dé a luz, de mi matriz salga a chorros un cielo líquido, nuboso y encrespado
juro por toda la salinidad de mi universo oceanizado que a mí no me ha consumido la vida, a mí me posee y juega sincretista con mi feminidad de hojalata
porque soy una hoja atascada en el viento y que a su vez ha sido convertida en reloj de arena obligado a multiplicarse
porque soy un día de noche y alumbro como luz en el parto
porque soy un árbol rebosado de ovejas
porque soy eréctil y cúspide

porque soy una mano y te aplasto [...]